Archive for marzo 22nd, 2011

Libros: Entrevista BRUNO CARDEÑOSA


2011
03.22

Bruno Cardeñosa y W de Wikileaks

El escritor Bruno Cardeñosa ha querido indagar y sacar a la luz numerosa e interesante documentación en torno al fenómeno Wikileaks y la figura de Julian Assange. Reveladores informes que se compilan en una obra sumamente interesante en torno a las mentiras del poder que ha querido recoger en “W DE WIKILEAKS” (Cúpula) del que quisimos hablar largo y tendido con el propio autor.

Para entrar en materia, nos gustaría saber cómo se te ocurre un libro como Wikileaks. ¿Creías necesario hacer más patente las revelaciones de Assange?

La idea surge horas después de la aparición a finales de octubre pasado de los documentos sobre la guerra de Irak. En cuestión de horas estaba ya trabajando en el libro… No es que fuera necesario hacer patentes las revelaciones, pero los documentos, por su magnitud, tanto en calidad como en cantidad, deben ser una herramienta en manos de escritores, periodistas, historiadores, etc. Lo que se ha dado a conocer está ahí, pero nadie lo ha estudiado todo. Ni nadie lo podrá hacer. Y, sobre muchos de los asuntos que están en todos esos escritos, yo disponía de informaciones, datos y documentación que me servían para dar a conocer cosas que creo que eran muy importantes.

¿Crees que en todos los países hay mentiras dentro del poder?

Sin lugar a dudas. Hay países y gobernantes con más o menos vocación de transparencia, pero ninguno de ellos ha anulado la mentira y la manipulación, por mucho que en ocasiones esas mentiras puedan ser piadosas. Lo mismo que tampoco son los más mentirosos lo que calificamos como mentirosos. Los gobiernos mienten hasta para señalar a aquellos gobiernos que mienten.

La sociedad, ¿estamos a merced y a su vez indefensos ante el abuso de poder y las mentiras?

Depende de épocas, países, circunstancias… Pero la sociedad tiene herramientas para acotar esa indefensión. El fenómeno de Wikileaks ha demostrado que el pueblo tiene más poder del que creemos. Pero hay dos problemas: que fortalezcan desde el poder nuestra sensación de indefensión y que la pasividad acabe por gobernarnos.

¿Qué supone un personaje como Assange a estas alturas? ¿Es una especie de héroe y víctima a su vez?

Es un personaje cuanto menos singular que ha pasado a convertirse, posiblemente, en el personaje más influyente del planeta. Eso no deja indiferente a nadie. No es un héroe, pero sí un tipo valiente con una idea muy concreta del papel que le ha tocado vivir. Y también es víctima. Víctima de una persecución judicial, de las envidias, de hombres poderosos a quien incomoda su papel… Y víctima de haber estado en el lugar equivocado con la persona equivocada. Me refiero a su encuentro con la mujer que le denunció en Estocolmo en agosto de 2010. Ella puso en bandeja a sus enemigos una herramienta perfecta para estrangularlo.

Siempre te has interesado en obras que descubrieran temas complicados, 11-M, 11-S y ahora esto, ¿es algo que te pide el cuerpo y mente, ahondar en temas tan masivos pero a su vez peliagudos?

Es una constante en mi vida profesional. Soy rebelde e inconformista por naturaleza. Esa actitud personal ante el mundo tiene reflejo en todos mis trabajos, aunque cada vez es más difícil y complicado porque a medida que pasa el tiempo la sociedad se vuelve más conformista  y ejerce un papel censor que puede llegar a resultar asfixiante. No importa: moriré ahogado si es necesario. Quienes trabajamos en medios de comunicación tenemos la obligación de implicarnos. El mismo Assange lo ha dicho muy claramente: el periodismo se está convirtiendo en una selección de informaciones patrocinadas. Eso es terrible.

La portada representa el héroe del comic de Alan Moore, supongo que llegaste a ver V de Vendetta, ¿qué te pareció? ¿Necesitamos algo parecido o es demasiado violento para nuestro mundo?

Si hacemos una lectura aparente del cómic, por supuesto que es un personaje violento. Pero es una metáfora. Por eso V lleva máscara. Es un personaje romántico, culto, que hace pensar, que invita a rebelarse, a indignarse si es necesario. Y que denuncia cómo desde el poder se nos obliga a ser lineales y no salirnos de las normas. Eso es lo que necesitamos: ser críticos con la realidad que nos toca vivir e intentar cambiarla. No tenemos que adaptarnos a los tiempos que nos toque vivir. Eso es conformismo. 

Ahora, asociaciones como Anonymous utilizan dicho símbolo para manifestarse,¿ es una forma de decir que no al abuso de poder y las mentiras?

Antes de que Anonymous encabezara las protestas en contra de la persecución de Assange, yo ya estaba escribiendo el libro y tenía el título más o menos decidido. Esa máscara ya estaba en mi mente cuando se convirtió en el símbolo de apoyo a Wikileaks. Esto quiere decir que, seguramente, el concepto de V estaba en la mente de muchos con esta historia. Seguramente era así precisamente porque la respuesta a tu pregunta es afirmativa.

¿Vamos a peor en cuanto a ocultación de la verdad por parte de los políticos?

Tengo la esperanza de que el fenómeno de Wikileaks pueda cambiar las cosas. De repente, en cuestión de pocos meses, sentirse vigilados y controlados ha dejado de ser cosa de los ciudadanos respecto al poder. Y es ahora el poder el que siente que existe un Gran Hermano que lo vigila. En lo que va de siglo XXI, especialmente desde el 11-S, con todas sus consecuencias, esa ocultación ha ido a más. Pero soy optimista y creo que las cosas están empezando a cambiar. 

Cada vez parece que hay más corrupción política, es algo que hay que denunciar a toda costa, ¿crees que hay solución para ello o el poder inevitablemente corrompe?

Claro que hay solución, pero lo que tiene que cambiar no es la clase política o empresarial, sino la sociedad y sus valores. No se potencian valores de solidaridad y justicia. Desde niños se nos enseña que esto es una jungla en la que hay que luchar contra otros para poder conseguir algo, y se fomenta la competitividad desde la escuela. Mientras no cambie eso, no cambiará nada.

¿En qué te has basado para llevar a cabo este libro?

Hay tres o cuatro líneas marcadas. Por un lado, dar a conocer la historia de Assange y Wikileaks, y por otro profundizar en asuntos sobre los que los informes de Wikileaks nos dan información: las guerras de Afganistán e Irak, el papel de la diplomacia, y las filtraciones menos conocidas efectuadas por Wikileaks, que son tanto o más importantes que las que se han producido en los últimos meses.

¿Qué crees que sucederá finalmente con Julian Assange?

Aunque pueda suponer una gran incomodidad, no creo que el proceso por abusos abierto en Suecia vaya a ninguna parte. No creo que llegue a condenársele por ello. El problema es hasta qué punto se aprovechará el hipotético retorno al país nórdico para iniciar un proceso en Estados Unidos, pero lo fundamental es que los grandes medios de comunicación no desfallezcan. Y que sigan defendiendo como hicieron en diciembre y enero pasado la figura de Assange.

Si callan a Assange, ¿vendrán otros?

No lo tengo tan claro. Un Assange que venga tras silenciar a Assange tendrá miedo de acabar como él. Vendrán otros como él si no prosperan las acusaciones.  

¿Has descubierto verdades o muchas cosas mientras escribías el libro?

Me ha servido para completar asuntos sobre los que venía trabajando. Por ejemplo, he descubierto que siguen llevándose a cabo las operaciones de control mental, interrogatorios y eliminación de enemigos que se empezaron a diseñar hace muchas décadas bajo el nombre Mk Ultra. O para averiguar que en las guerras actuales siguen existiendo escuadrones de la muerte como existieron en décadas pasadas en América Latina para eliminar a quienes resultaban incómodos. Y que incluso estos escuadrones han sido creados ahora por los mismos personajes que crearon aquellos. O para documentar hasta qué punto los diplomáticos son unos servidores de intereses privados, más incluso que los propios gobiernos que los nombran. 

Wikileaks, ¿es un fenómeno mediático, un culebrón o algo que se debe conocer?

Es un fenómeno mediático a todos los niveles, pero que afecta a la sociedad al completo. Debe conocerse y defenderse. Y no dejarse llevar por las críticas.

Antes de que surgiera todo esto, ¿tenías ya en mente alguna nueva historia que dejaras parada por toda esta explosión de información?

Siempre estoy trabajando. Siempre con libros y temas. Lo hago permanentemente. Estoy de guardia 24 horas al día. Hay muchos libros en mente y trabajando sobre ellos, aunque luego no todos cobran cuerpo.

¿Qué es lo que más te ha llamado la atención o impactado de las revelaciones de Wikileaks?

El enorme impacto mediático y cómo ha servido para que se recupere la confianza en los medios de comunicación y en el trabajo de los periodistas. Es una oportunidad maravillosa para todos nosotros. Aunque eso sí, me sorprende que en los medios de comunicación casi nos interesemos más por el exterior que por el interior. Me daría pena que perdiéramos la referencia de que estos documentos son herramientas de trabajo extraordinarias. Si nos ocupamos más por el “culebrón”, conseguiremos lo que se busca por parte de quienes quieren acallar a Wikileaks: que las revelaciones contenidas en los documentos pasen a un segundo plano.

¿Es una venganza contra el poder o sencillamente es contar la verdad?

Hay algo de venganza sana. Un basta ya. La necesidad de decir “aquí mandamos nosotros” y “ahora vais a saber la verdad sobre muchas cosas”. Pero no es una venganza basada en el rencor ni en el odio, sino, precisamente, en el aprecio hacia la transparencia. 

Muchas gracias por tu tiempo, ¿algo que quieras añadir?

Como dice V, “la puerta está abierta”. Y que nadie tenga miedo a la verdad, aunque por el camino perdamos muchas cosas. Merece la pena luchar, aunque a veces tengamos vértigo. Y sobre todo, gracias a ti, porque tu tiempo vale tanto o más que el mío.

Miguel Rivera

Libros: POLVOS MÁGICOS


2011
03.22

POLVOS MÁGICOS

Linda Wisdom

Punto de Lectura

La verdad es que sin ser unas novelas apabullantes, las obras de Linda Wisdom en torno a su bruja Jazz y el vampiro Nick son de lo más entretenido que he podido leer en los últimos meses. Su anterior obra Hechizos de Amor supuso una lectura agradable, entretenida y divertida.

Su nueva obra en torno a los mismos personajes dentro de las colección Hechizo se presta más de lo mismo, es decir, agradable y ameno. POLVOS MÁGICOS es el nombre de esta segunda obra en la que retomamos las aventuras de Jazz y Nick, enamorados y como siempre enfrentados. Aquí tenemos otra nueva investigación en torno a una acusación, la desaparición del hombre-comadreja por parte de las pantuflas mágicas de Jazz Fluff y Pluff.

Ya de por sí el argumento es original y diferente, pero todo se adorna aún más con sus personajes secundarios, como la fantasma que ocupa el coche de Jazz o su vicioso jefe, todo bajo el juego narrativo ameno de Linda, que da su toque caliente a algunas escenas como ya hiciera en su anterior obra.

Si te gustó su libro predecesor este será otra buena novela con la que seguir las aventuras y desventuras mágicas de Jazz, todo en formato bolsillo y el precio inigualable de Punto de Lectura, 6 euros que son de agradecer en estos tiempos. Que no se diga de la cultura.

Unai Luna